jueves

Carta despedida

.



Buenas tardes;
 
El pasado viernes me comunicaron mi finalización en el centro por los recortes. Pero no quería irme sin deciros los importantes que sois para mí, cada uno con sus cosas me habéis hecho crecer como persona. Cada día que he entrado en la clase he aprendido algo nuevo.
 
Nunca digáis: " eso lo voy a suspender", "no podre sacarlo". SIEMPRE EN POSITIVO. Recordad lo que os he dicho tantas veces, no os pongáis trabas vosotros mismos, ya os las pondrá la vida y debéis aprender a ser fuertes y sobre todo gente de bien, esa fuerza os ayudará a afrontar cualquier problema.
 
Yo no quiero que esto sea una despedida, sino un hasta pronto, puedes contar conmigo.

 
Un saludo.
 
Micaela


12/07/2013




.



A mis hijos

.









.

lunes

Lo que hacen las madres. Sobre todo cuando parece que no hacen nada

.


Para todas esas madres que piensan que no hacen nada a lo largo del día será de gran ayuda comprender la importancia de su buen hacer a diario.

Una lectura esclarecedora que pone de relieve todos los aspectos que pasan desapercibidos a la gente al ver una madre junto a su hijo. Incluso muchas veces hasta a nosotras mismas se nos olvida todo lo que conlleva criar a un niño.







“La mayoría de la gente está de acuerdo en que ser madre es un trabajo muy duro. Pero ¿cuál es exactamente el trabajo de una madre? En esto hay menos acuerdo. La gente parece pensar que cuidar a un bebé no tiene nada que ver con el trabajo que se supone que debe hacer una madre”

“Las frases que más repiten las madres son “NO HAGO NADA” y “no consigo hacer nada”. Así es como describen su experiencia. Deberíamos escuchar atentamente y preguntarnos qué significa “no hacer nada”. Antes se suponía que era la ausencia de “hacer algo”. Pero al escuchar lo que dicen las madres, parece que es una experiencia en sí misma. (…) Cuando una madre considera su forma de utilizar el tiempo como “no hacer nada” es incapaz de ver lo que hace como parte de un cambio deseable y significativo. Como no ve ningún cambio, puede pensar que la acción (o inacción) maternal de estar con su bebé no tiene ningún valor”

“Cada madre construye un puente que conecta a su hijo con la sociedad que todos compartimos. Si es un buen puente, su hijo podrá utilizarlo para acceder al mundo exterior. Ese puente está basado en su relación mutua. Si se puede relacionar bien con su hijo, éste tendrá la oportunidad de convertirse en una persona que se relacionará bien con nosotros. El conjunto de nuestra sociedad depende de cómo se relacione cada madre con su hijo. Ése es su TRABAJO MATERNAL”

“Los bebés no suelen confirmar que las madres hacen las cosas bien. A una madre la tranquilizaría que su hijo le dijera de vez en cuando: “¡Anímate, mamá! Te estás relacionando muy bien conmigo.” Pero los bebés no pueden hacer esto. Una madre puede sentirse muy sola e incomprendida (…)”
Naomi Stadlen





SEGUIR LEYENDO: besarteannoticias.blogspot.com



.

Un gran corazón (A great heart)

.


Un gran corazón (A great heart)




 


.

10 MANERAS DE EVITAR SER UN PADRE DE FIN DE SEMANA

.




10 MANERAS DE EVITAR
SER UN PADRE DE FIN DE SEMANA





Estar separado supone convivir con ciertas tensiones, deseas ver a tus hijos y pasar el mayor tiempo posible con ellos, sin embargo, este anhelo se ve limitado por la propia situación.

Los estudios demuestran que los niños recuerdan cuando eran pequeños, como crecían, como se desarrollaban las cosas más usuales, y no los cumpleaños extravagantes o vacaciones de alto coste económico. Son los acontecimientos ordinarios los que crean memoria y experiencia.


Aquí tienes diez formas de no ser un padre de fin de semana:

1 • Implícate en la vida de tus hijos, recuerda las celebraciones de cumpleaños, acontecimientos significativos y demás eventos que sean importantes para ellos.

2 • Promueve la buena comunicación. Procura que ellos te tengan siempre que te necesiten.

3 • Debes ser creíble y constante, cumple tus compromisos con ellos. Si les dices "Mañana a las cinco te llamaré", hazlo. No lo dejes para otro día.

4 • El tiempo que pases con los niños que sea de calidad. Reserva parte de tu horario. Recuerda que vienen a verte tus hijos, no sus juguetes.

5 • Envía pequeños símbolos de tu amor y cariño, pequeñas notas, postales, tarjetas especialmente dedicadas para ellos. Recuérdales que estás pensando en ellos.

6 • Nunca planifiques Actividades Laborales o de otro tipo en los periodos en que debes disfrutar de su compañía. A veces las ocupaciones nos desvían y no podemos cumplir con las promesas de visita. El tiempo que pasas con ellos es la forma más fácil de decirles que ellos son lo más importante para ti.

7 • Pregúntales qué desean hacer cuando estén contigo. Incorpora sus necesidades a tus visitas.

8 • No les impliques con pensamientos de odio o resentimiento hacia tu ex cónyuge.

9 • No comentes a tus hijos los perjuicios económicos que te ha causado el Divorcio de su madre. Entiende que tu tiempo con ellos es precioso, y ellos no tienen la culpa de lo sucedido. Debes mantenerlos al margende tus problemas.

10 • Tu hijo es fruto del amor. Hazle sentir que aunque vosotros estéis separados, él es querido. El ser un padre cariñoso requiere persistencia en la reiteración de los actos. Haz responsables a tus hijos de sus acciones y comportamientos.


Al poner en ejecución estas sencillas prácticas, mejorarás la calidad del tiempo que pases con ellos, así como tu relación, mucho más que si estás abriendo constantemente tu cartera. 





aa-divorcios.com



.

Algunas reglas del estudiante:

.



1- No se distrae… estudia las moscas.


2- No se fuga… le reclama en otro lado.


3- No insulta a los profesores… les recuerdan lo que son.


4- No destruye la escuela… le da un toque personal.


5- No se ríe… es feliz.


6- Siempre tiene la razón… Nunca se la dan.


7- No copia… Consulta.


8- No duerme en clase… reflexiona












.

¿Que significa ser padres?

.


No hay un manual completo, ni mucho menos perfecto que enseñe a ser buenos padres.

Pero aquí hay unas ideas que pueden ayudar...














Qué Significa ser Padres? - Renuevo De Plenitud



.

Mujer si estas SOLA con tu HIJO...


.




miércoles

A todas y a cada una de las madres......

.

Una sentida gratitud por enseñarnos a ver el mundo a colores: por pintar de rojo nuestro corazón con la sangre derramada en nuestro nacimiento. Por el amarillo del calor más hondo que el del sol; por sembrar ese verde esperanza desde la infancia, por señalarnos siempre al azul del cielo y así mirar a lo alto que podemos llegar en la vida; 

En fin, por el silencio que no tiene color pero que espera paciente a ese amor pintado con tantos sacrificios y que se llena de música cuando volvemos y le damos un beso sin decir nada pero a la vez diciendo todo. GRACIAS A TODAS LAS MADRES POR PINTARNOS EL CORAZÓN Y LA VIDA DE COLORES!







.

miércoles

Historia con Moraleja





En la facultad de medicina, un profesor pregunta a un alumno:
-’¿Cuántos riñones tenemos?’
-’¡Cuatro!’, -responde el alumno.
-’¡¿Cuatro…?!’, -replica el profesor, arrogante, de esos que sienten placer en pisotear los errores de los alumnos.
-’Traiga un fardo de pasto, pues tenemos un asno en el salón’, -le ordena el profesor a su asistente. -’¡Y para mí un cafecito!’, -le dijo el alumno al asistente del profesor.
El profesor se enojó y expulsó al alumno del salón. El alumno era el humorista Aparicio Torelly, conocido como el Barón de Itararé (1895-1971). 
Al salir del salón, todavía el alumno tuvo la audacia de corregir al furioso maestro:
-’Usted me preguntó cuántos riñones ‘tenemos’. ‘Tenemos’ cuatro: dos míos y dos suyos. Porque ‘tenemos’ es una expresión usada para el plural. Que tenga un buen provecho y disfrute del pasto’. 


Moraleja: 
La vida exige mucho más comprensión que conocimiento. 
A veces, las personas, por tener un poco más de conocimiento o ‘creer’ que lo tienen, se sienten con derecho de subestimar a los demás… 
Es necesario escoger entre la soberbia y la humildad de escuchar bien a los otros. 
Casi siempre escogemos la soberbia y la sordera.



"No lo olvides: no seas nunca arrogante con los humildes, ni humilde con los arrogantes.”



Fabricando un padre

.
Hijo mío, no te olvides de mis enseñanzas; más bien, guarda en tu corazón mis mandamientos, porque prolongarán  tu vida muchos años y te traerá prosperidad. Que nunca te abandonen el amor y la verdad: llévalos siempre alrededor de tu cuello y escríbelos en el libro de tu corazón. Contarás con el favor de Dios y tendrás buena fama entre la gente.


Fabricando un padre



En el taller más extraño y sublime conocido, se reunieron los grandes arquitectos, los afamados carpinteros y los mejores obreros celestiales que debían fabricar al padre perfecto:
-”Debe ser fuerte”, comentó uno.
-”También, debe ser dulce”, comentó otro experto.
-”Debe tener firmeza y mansedumbre: tiene que saber dar buenos consejos”.
-”Debe ser justo en momentos decisivos, alegre y comprensivo en los momentos tiernos”.
-”¿Cómo es posible -interrogó un obrero- poner tal cantidad de cosas en un solo cuerpo?.”
-”Es fácil”, contestó el ingeniero. “Solo tenemos que crear un hombre con la fuerza del hierro y que tenga corazón de caramelo”.
Todos rieron ante la ocurrencia y se escuchó una voz (era el Maestro, dueño del taller del cielo):
-”Veo que al fin comienzan” -comentó sonriendo- “No es fácil la tarea, es cierto, pero no es imposible si ponen interés y amor en ello”.
Y tomando en sus manos un puñado de tierra, comenzó a darle forma.
-”¿Tierra?”- Preguntó sorprendido uno de los arquitectos-’ “¡ Pensé que lo fabricaríamos de mármol, o marfil o piedras preciosas!.
-”Este material es necesario para que sea humilde”-le contesto el Maestro- Y extendiendo su mano sacó oro de las estrellas y lo añadió a la masa.
-”Esto es para que en las pruebas brille y se mantenga firme”.
Agregó a todo aquello amor, sabiduría. Le dio forma, le sopló de su aliento y cobró vida, pero… faltaba algo, pues en su pecho le quedaba un hueco.
-”¿Y qué pondrás ahí?” -preguntó uno de los obreros-.
Y abriendo su propio pecho, y ante los ojos asombrados de aquellos arquitectos, sacó su corazón, y le arrancó un pedazo, y lo puso en el centro de aquel hueco. Dos lágrimas salieron de sus ojos mientras volvía a su lugar su corazón ensangrentado.
-“¿Por qué has hecho tal cosa?” -le interrogó un ángel obrero- y aún sangrando, le contestó el Maestro:
-“Esto hará que me busque en momentos de angustia, que sea justo y recto, que perdone y corrija con paciencia, y sobre todo, que esté dispuesto aún al sacrificio por los suyos y que dirija a sus hijos con su ejemplo, porque al final de su largo trabajo, cuando haya terminado su tarea de padre allá en la tierra, regresará hasta mí. Y satisfecho por su buena labor, yo le daré un lugar aquí en mi reino”.

Que Dios nos dé la sabiduría, la fuerza, la congruencia y el amor para dar lo mejor de nosotros a nuestros hijos.
.


martes

'36 cosas que hay que hacer para que una familia funcione bien'.

.

Como dice Leopoldo, "la familia es el primer negocio de cada persona".

carlosandreu.blogspot.com.es









36 cosas que hay que hacer para que una familia funcione bien .



.

Manipulación y Dependencia

.

“Los manipuladores buscan persuadir a las personas para que traspasen sus límites. Les porfían hasta que acceden. Con insinuaciones, manipulan las circunstancias para salirse con la suya. Seducen a otros para que lleven sus cargas. Utilizan mensajes cargados de culpa.” 




 Nuestro hijo, un joven estupendo nos comunica ilusionado que con unos amigos están preparando un viaje. En las noticias he oído que ese país está sufriendo distintos altercados y no me hace ninguna gracia que mi hijo vaya allí. Le informo de la situación y le aviso del peligro. Mi hijo me tranquiliza diciendo que irá con cuidado. Cada día estoy atento a las noticias y voy recogiendo informaciones alarmantes. Cada vez me da más miedo. Le pido a mi hijo con voz acongojada que me da mucho miedo, pero que es él, quien tiene que decidir. Mi hijo asiente y me confirma que realizarán el viaje. Mi ansiedad aumenta, no puedo controlarla y finalmente decido hablar con mi hijo: Te pido que por favor no vayas de viaje, tengo mucho miedo de que te pase algo y mientras estés fuera lo pasaré fatalPor favor, te lo pido por mí, no vayas. Al día siguiente viene mi hijo y me anuncia: No voy a ir de viaje, pero que sepas que lo hago por ti, porque te quiero. El padre ha logrado lo que quería. Está tranquilo, agradecido y satisfecho. El hijo tiene sentimientos un tanto ambivalentes, por un lado se siente bien porque ha salvado a su padre, por el otro se siente mal porque no ha podido hacer lo que realmente quería.



Artículo completo:


.

¿Qué sienten los hijos de los padres divorciados?

Los sentimientos se viven también en el cuerpo.





Los sentimientos se viven también en el cuerpo, ¿no se salta de alegría? Pues de forma similar, la tristeza suele hacer que tengas:
La sensación de que te pesan los hombros, el cuerpo, la cabeza...
  • Cansancio.
  • Ganas de llorar sin motivo aparente...
  • Dificultad para concentrarte en los estudios.
La angustia te puede hacer sentir...
  • Palpitaciones.
  • Sensación de que algo te aprieta el pecho o la garganta.
  • Dificultades para dormir.
La rabia se manifiesta como...
  • Tensión de los músculos.
  • Ganas de gritar, dar patadas y puñetazos o apretar los dientes.
  • Mal humor.
El miedo puede ser lo que te hace sentir...
  • Dificultades para dormir.
  • Sobresaltos continuos.
  • Dolor de estómago o de barriga.
¿Qué ocurre si tus sentimientos son más fuertes que tú, si te dejas llevar por ellos, si no buscas ayuda? Estos sentimientos tan fuertes y difíciles de sobrellevar hacen que algunos jóvenes en tu situación hagan cosas como:
  • Ponerse enfermos (o fingirse enfermos).
  • Escaparse de casa.
  • Dejar los estudios, hacer "novillos". (El caso de Maica)
  • Tener rabietas, hacer gamberradas.
  • Refugiarse en paraísos artificiales: los videojuegos, el alcohol, las drogas...
  • Rebelarse contra todo y contra todos: ponerse violento, insultar, provocar, amenazar, agredir, ...
  • Volverse infantil, exigente, caprichoso o rebelde.
Ninguna de estas salidas te ayudará a superar la crisis. Lo sabes. Quizás lo has hecho alguna vez. Pero sabes perfectamente que así solo se complican más las cosas.
Los sentimientos deben ser compartidos. ¿Con quién?
  • En primer lugar con tus padres. Ellos desean ayudarte. Lo comprobarás enseguida si les das la oportunidad.
  • Con tus amigos, con uno de tus tíos o tías favorito, con algún adulto en quien tengas confianza (un vecino de siempre, un profesor, el líder de tu grupo Scout...)
  • También puedes recurrir al orientador escolar o a un psicólogo o a un terapeuta familiar. (El caso de Marta) Ellos son profesionales que conocen bien los sentimientos y las relaciones humanas y pueden ayudarte. 



LEER ARTÍCULO COMPLETO::